Algunas personas, buscan métodos para saciar el hambre con métodos alternativos a comer.

Hoy hemos conocido, los resultados de un estudio realizado por la Universidad Brigham, que dice que si visualizamos fotografías de alimentos en el momento de las comidas, disminuye el apetito.

Según el estudio, las personas aficionadas a tomar fotografías de las delicias que van disfrutar lo hacen con menor intensidad, pues se reduce el disfrute al tomar la fotografía.

La explicación que nos da Ryan Elder, coautor de la investigación es la siguiente: “En cierto modo, te cansas del sabor antes de haber probado la comida, lo que se conoce como aburrimiento sensorial” ya que la sobreexposición a fotografías o imágenes con alimentos aumenta la saciedad.

La verdad que a nosotros nos resultan curiosos los resultados que ofrece el estudio y  no tenemos del todo claro que este método funcione para quienes quieren tratar de comer menos. Pero siempre quedará la duda…

Tomar fotografías de la comida que tienes en la mesa, ¿te quita las ganas de comer?

View Results

Loading ... Loading ...